Profesor: Oiga, me han comunicado que Moodle está enviando correos con mi nombre y sin mi conocimiento.

Yo (oliendo ya percal de que mensajes son pero necesitando confirmar: ¿Me podrían enviar un ejemplo?

Profesor: Aquí lo tiene

(Yo me esperaba que fuera el correo que se envía cuando se publica algo en un foro pero no, aún podía ser peor)

De: Fulanito Detal [mailto:fulanito.detal@universidad.es] Enviado el:
Para: menganito.decual@universidad.es
Asunto: Bienvenido a Asignatura X

Bienvenido al curso de Asignatura X.

Lo primero que debe hacer es actualizar su información personal: así
podremos saber algo más sobre usted.

No olvide colocar su foto u otra imagen que lo identifique

Yo: -Ese es el mensaje de bienvenida que se le envía a todos los alumnos que se matriculan en su curso. No se envía desde su cuenta de correo sino desde la plataforma Moodle. Si aparece su dirección es porque es usted el primer profesor por orden alfabético.

Profesor: -No me preocupa el contenido del mensaje, ni me parece mal que se envíe desde una dirección de la propia plataforma. Lo que no es aceptable es que se envíe un mensaje (sea cual sea su contenido) desde mi cuenta de correo y sin mi conocimiento. Os ruego por ello toméis las medidas adecuadas para evitarlo

Profesores que no se enteran de que no se envia desde su cuenta de correo sino usando su nombre porque el es uno de los profesores de la asignatura, además solo se le envía a aquellos alumnos a los que el profesor ha dado la clave para entrar a ella y para empeorar las cosas, por ser funcionario público, su dirección de correo es pública ¿Lo sabrá? Fan no, lo siguiente.

Una respuesta a

  1. Supongo que todos, a veces, buscamos excusas más bien tontas para justificar el habernos sacado un muerto de encima del modo más simple … para nosotros.

    A ver para que se han inventado los alias, las direcciones institucionales y las redirecciones.

    Para empezar, poner de remitente de una comunicación a alguien que no ha enviado el mensaje es administrativamente, como mínimo, alegal.

    Y eso de elegir a alguien al que entorpecer su relación con los alumnos solo porque su apellido empieza por j en lugar de r es otra supina tontería.

    Lo normal, lo menos intrusivo, y lo sensato hubiera sido enviar ese mensaje desde “asignatura@dominio.es”, con un mensaje de bienvenida y presentando al equipo docente. A todo él, leñe, y en el orden que ellos mismo usen en la documentación del curso o, en su defecto, al orden en que van a conocerlos.

    No era tan dificil ¿verdad? 😉

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: