Aventuras y desventuras de un gestor de comunidades.

febrero 27, 2010

En este post pretendo comenzar una serie hablando de una nueva experiencia laboral-voluntaria: Subdirector de Comunicación de la AAM

Solo llevo cuatro días como gestor de la comunidad on-line de Ambientologos de Madrid (o por su nombre molón: Community Mánager) y ya he aprendido un par de cosas.

La primera es que Tuenti no sirve para una marca o asociación. Claro y conciso. Solo puedes tener 1000 contactos. No puedes generar contenido mas allá de vídeos de Youtube. Solo puedes mostrar una entrada informativa en tu “Espacio personal”. Y tengo la sensación de que los usuarios viven ombliguisticamente en sus propios muros (espero equivocarme en esto) por lo que no llegaran a tu muro salvo que les escribas uno a uno. Entonces ¿por que gestionar una cuenta en Tuenti? Pues por lo que cuento en el siguiente párrafo.

La segunda cosa que he aprendido es que la gran mayoría de la comunidad universitaria está en Tuenti y es facil de encontrar porque todo el mundo pone su universidad y estudios y agregarlos como contactos. En Facebook o no están o como solo lo usan para Farmville (verídico en 15 casos de tuentieros que conozoco) es imposible encontrar al estudiante. A mi estó me da un poco de miedo, son universitarios que en su epoca ESO descubrieron Tuenti y allí se han quedado, por ahora incapaces de abrir sus mirar al resto de del mundo virtual.

Mis experiencias Tuenti son horribles, aunque debo reconocer que allí solo tengo agregados a mis adolescentes, son jovenes que vive realmente de espaldas a la Red, que para ellos Internet se reduce a chatear y subir fotos para etiquetar a 60 personas en un autoretrato. Desconocen cuan interesante puede ser un blog sobre cualquier tema que pudiera interesarles, desconocen los movimientos de los lobbys por cercenar los derechos fundamentales y la ida de olla de Alierta, exigiendo acabar con la neutralidad de la red (puedo asegurar que he buscado el “evento” y no lo he encontrado pero hoaxes tienen a porrillo) por poner un ejemplo de las ultimas cosas de “moda”.

“No me gusta Facebook, tus amigos no te dejan comentarios.” Una adolescente de Tuenti.


Antes y después de “Lost”

febrero 4, 2010

Como yo no veo “Lost”, ya que la abandoné en el S02E03, no voy a decir que es la mejor serie jamas creada como aseguran sus hordas de fanboys, ese honor lo dejaré para “The Wire” y “Dexter” porque yo tambien soy un fanboy, claro.

Pero si que voy a reconocerle que fue la serie que cambió la forma de ver televisión en el mundo. Ya nadie esperaba a que la pusieran en su país doblada, la descargaba al ritmo USA. Ya solo los que no pueden con los subtítulos las ven cuando se estrenan dobladas en su país de origen pero ya no se tardan años o meses en importarlas ahora se tardan semanas en el satélite y poco más en abierto. Incluso, como ayer, hizo Digital+ con un solo día de diferencia.

Eso es lo mas importante de Lost, hay una televisión antes y despues de ella. Y creo que la industria televisiva se está adaptando bastante mejor a este cambio que la industria discográfica o cinematográfica.


Gente con problemas (mentales) serios

febrero 1, 2010
  • Una persona que publica un estado en el Facebook pero le molesta que se hagan comentarios sobre ella o dice “Quien eres tu para comentar en mi estado”…
  • Una persona a la que solo le gusta que le halaguen pero no que la critiquen…
  • Una persona que te ataca con un correo a traves de Facebook pero luego te bloquea y no te deja derecho a replica…
  • Una persona que te dice “a ver si tienes la poca vergüenza de defender tus argumentos” en vez de reconocer tu derecho a pensar diferente a el…
  • Una persona a la que crees con algo de confianza pero cuando haces algo que no le gusta (algo equivalente a decirle 4 verdades como un piano a la cara sobre su comportamiento autodestructivo) en vez de hacertelo ver, va corriendo a contarselo a una tercera persona para que la defienda cual caballero medieval…

Es una persona con serios problemas mentales y siempre se me olvida que estoy tratando con ella como si fuera un persona cuerda, equilibrada y esto, claro, no es posible.